¿Pasarías una noche en una barrica de vino?

565

Seguimos con un serial iniciado la semana pasada y que nos llevaba a descubrir sitios insólitos en los que dormir.

A pesar de estos lugares, cuanto menos, poco habituales, estamos hablando de turismo.

Por ejemplo, en Tepoztlán, en México, podemos comprobar que se siente al dormir dentro de un tubo. Y el caso es que tienen buena pinta.

Hay quien ofrece una velada inolvidable dentro de un avión, eso sí en primera clase. Se trata de un Boeing 747 ubicado en Suecia.

Los amantes del vino tienen también su rincón. En Alemania te invitan a disfrutar de una noche diferente dentro de una barrica de vino con 6.000 litros de capacidad. Está en el valle del Rhin.

Iremos descubriendo más lugares insólitos donde pasar la noche.